• LaVozUcayalina

A un año de la muerte de Silvio Valles: alcalde que perdió la vida por falta de oxígeno

El 12 de mayo del 2020 se reportó el fallecimiento de Silvio Valles Lomas, alcalde del distrito de Masisea, convirtiéndose en la primera autoridad en el país en perder la batalla contra la COVID-19.

En las primeras semanas de haberse declarado el Estado de Emergencia nacional por la pandemia del coronavirus, el gobierno central había dispuesto que a través de los gobiernos locales se hiciera entrega de alimentos de primera necesidad a las familias más humildes del país.


En ese sentido, el entonces alcalde de Masisea, quien, además, fue el primer alcalde shipibo electo en sus más de 120 años de creación, dispuso la entrega de las canastas familiares de alimentos, siendo el mismo quien inclusive hizo la entrega de las mismas, por lo que sus familiares y personas allegadas mencionaron que su posible contagio se haya dado en esas circunstancias.


Ha pasado ya un año de la muerte de Silvio Valles Lomas, el exalcalde del distrito de Masisea, quien a inicios de mayo del 2020 fuera diagnosticado con coronavirus. En un principio su tratamiento contra la pandemia se dio en su domicilio, pero debido al grave estado de su salud, tuvo que ser hospitalizado en el Centro COVID del Hospital Regional de Pucallpa, instalaciones que en esa fecha comenzaban a recibir a las personas con COVID-19.


Mucho se habló de la actuación del gobernador regional de Ucayali, Francisco Pezo Torres, ante la situación que atravesaba el alcalde distrital de Masisea, quien además era militante de su partido político, pues días después de la muerte de Valles Lomas conversaciones entre el ya difunto alcalde y la autoridad regional, salieron a la luz. Estas mismas mostraban como Silvio Valles pedía a Francisco Pezo Torres, que no lo dejara morir.


El 7 de mayo Silvio Valles escribió al gobernador regional indicando que ya se encontraba en Pucallpa a la espera que sea atendido en el Centro COVID. El 9 de mayo el exalcalde de Masisea alertaba que algunos cadáveres no eran recogidos y permanecían al lado de pacientes internados.


Para el 10 de mayo el gobernador regional, preguntó a Valles Lomas ¿Cómo se encontraba?, a lo que respondió que ya estaba controlado y que en tres días le darían de alta. A las 06:08 de la mañana del 11 mayo del 2020 Silvio Valles comento al gobernador que había amanecido mejor, sin embargo a las 10:06 de la noche, el exalcalde shipibo pedía ayuda urgente, “Pancho, ayúdame urgente, ya voy a morir, te espero rápido”, recibiendo como respuesta del gobernador que ya había avisado al doctor (referencia al entonces director regional de salud Abdulah Torres); “pero ya, no quiero morir” fue lo que contestó Silvio Valles.

Ya para la mañana del 12 de mayo, Silvio Valles Lomas, agradecía el apoyo del gobernador regional, a la vez que mencionaba que le pasarían a UCI, “Pancho ya está coordinado, dile que me pasen, necesito una maquina (ventilador mecánico) te lo agradezco mucho”; sin imaginar que horas más tardes perdería la vida por falta de oxígeno, convirtiéndose así en el primer alcalde distrital en perder la batalla contra el coronavirus a nivel nacional.


La muerte de Silvio Valles Lomas remeció nuestra región, pues no solo moría una autoridad electa por el pueblo de Masisea, sino que su muerte se sumaba a la de otros pobladores indígenas que perdieron la vida a la espera de recibir una atención médica, y oxígeno. Además, la pérdida de Valles Lomas inspiraría la conformación del Comando Matico, como una respuesta del pueblo indígena ante la inoperancia de las autoridades regionales.



Samir Linares