• LaVozUcayalina

Creación de Huipoca corresponde a ley presentada en 2015 por el Ejecutivo

En los últimos días se gestó una discusión en torno a de quién es la responsabilidad de crear un distrito, en este caso Huipoca, qué ley se aprobó y cuál es la consecuencia de la misma.


Huipoca logró su creación por insistencia el viernes pasado. Alcalde permanece delicado de salud, víctima del coronavirus.


Según el numeral 7 del artículo 102 de la Constitución Política del Perú, la Demarcación Territorial, principio sobre el que se crean los distritos, es competencia única del poder Ejecutivo. Es este poder el que debe conjugar estudios técnicos y viabilidad, así como relevancia demográfica y brindar soporte a las leyes que busquen crear nuevos distritos. Esto tiene sentido, ya que solo el Ejecutivo tiene los recursos, capacidad de gasto, y gestión para, obvio, ejecutar. Esto fue confirmado por una fuente de carácter técnico al interior de la Comisión de Descentralización del Congreso de la República.


Así, en 2015, la administración Humala, entonces flanqueada por Pedro Cateriano, presentó ante el Congreso el PL 5420/2015-PE, que propone la creación del distrito de Huipoca. El proyecto de ley tiene cerca de 45 páginas, sin embargo, se archivó por el cambio de administración.


Cronología de la creación de Huipoca en el Congreso.


No es hasta el 2020, que luego de denodados intentos de eco por parte del comité pro distrito, se propone, no la actualización, que no era posible, sino el desarchivamiento del proyecto, esto ocurre por primera vez el 4 de noviembre a petición del congresista César Gonzáles. El 12 del mismo mes, la parlamentaria Nelly Huamaní, solicita lo mismo, como consta en documentos en línea del Congreso.


Primera solicitud de desarchivamiento, presentada por Gonzalez.


El 6 del mismo mes, el presidente de la Comisión de Descentralización, Regionalización, Gobiernos Locales y Modernización de la Gestión del Estado, Grimaldo Vásquez Tan, y “a petición del congresista César Gonzáles Tuanama”, solicita ante el entonces presidente del parlamento, Manuel Merino, se desarchive el PL 5420/2015-PE. Pedido reiterado el 12 por Huamaní. Y vuelto a reiterar el 18 por Gonzáles.


Solicitud de desarchivamiento presentada por Huamaní, el 12 de noviembre.


Con fecha 24 de noviembre, el congresista Ricardo Burga, en su calidad de vocero, solicita, ya ante Mirtha Vásquez, se desarchive el proyecto y se asigne un número nuevo al mismo, siendo el 6783/2020-PE el asignado.


No es sino hasta el 12 de enero del presente año, que mediante el oficio 11, el segundo vicepresidente del Congreso, Luis Roel, solicita se ponga a debate el proyecto de Ley en mención. Ese mismo día la Comisión Permanente, a la que pertenece Gonzáles, aprobó el proyecto de ley. El 18 la Junta de Portavoces, a la que pertenece Gonzáles, acordó exonerar el proyecto de segunda votación. Y el 22 fue enviada la autógrafa del mismo al Ejecutivo.


Sin embargo, el 10 de febrero, el Ejecutivo observó la ley.


No obstante, el 15 de febrero, en Junta de Portavoces, y por solicitud de Gonzáles, se acordó la exoneración de comisión y ampliación de agenda para el proyecto de ley, cuya insistencia ya estaba en agenda del Pleno.


Así, el 4 de marzo último, el Pleno del Congreso, aprobó por insistencia la ley 6783/2020-PE, que no es más que el PL 5420/2015-PE con otro número, pero que contiene lo mismo, es decir, los estudios que datan del 2015 y que respaldan técnicamente la creación de Huipoca.


El proyecto de ley 6504/2020-CR, de autoría de la congresista Huamaní, es un proyecto de tipo declarativo, amparado en sustento técnico que data del 2015, que no puede crear un distrito, porque además de ser declarativo, como indicamos al inicio, solo los proyectos de ley presentados por el Ejecutivo, que terminan en “PE”, pueden crear distritos.


Mapa de límites de Huipoca, data del 2015.


En palabras del actual ministro del Interior y ex oficial mayor del Congreso, José Élice, los proyectos declarativos “no sirven para nada y son un engaño. Además, crean falsas ilusiones a la gente, lo que genera que la población se frustre del Congreso, del Estado y de la democracia”.


Hugo Enrique Alejos