• LaVozUcayalina

Emisario de Hugo Pari busca evitar que lo expongan en fiesta clandestina

Al investigado jefe de la Oficina Defensorial de Ucayali se le encontró en otra celebración en la que tampoco se respetaron los protocolos de bioseguridad establecidos por el Estado.


Escribe: Eduardo Alonso García

Hugo Pari con las manos en la masa. | LVU


La investigación que se le viene realizando a Hugo Pari Taboada, por presuntamente haber vulnerado una serie de protocolos COVID-19 el pasado 1 de julio en el restaurante “Gaucho”, parece no haber calado en el representante de la Defensoría del Pueblo en la región.


Y es que el domingo último por la noche, a pocas horas de la celebración por el día de Santa Rosa de Lima, a Pari Taboada lo encontraron festejando en la discoteca “Mr. Juerga”, dejando a un lado los mecanismos de bioseguridad establecidos por el gobierno.

Manova Gym: gimnasio de día, discoteca de noche. | LVU


Consultado por La Voz Ucayalina (LVU) acerca de su asistencia a la fiesta clandestina, el jefe de la Oficina Defensorial de Ucayali, a quien diversos testigos vieron tomarse unos tragos y retirarse de la discoteca manejando su automóvil en pleno toque de queda, mencionó que desconocía del tema y respondió lo siguiente:


-LVU: Señor Pari, ¿estuvo usted en la discoteca “Mr. Juerga”?


-HPT: Agradecería, pues, ya no hablar más de estos incidentes con su medio.


Lo curioso es que a las 2:13 p.m. de hoy, 17 minutos después de la breve conversación telefónica, Maycol Tucto Maiz, el defenestrado presidente de la Federación de Estudiantes de la Universidad Nacional de Ucayali y protagonista de la pelea universitaria que se viralizó hace unos días en redes sociales, se comunicó con un alto directivo de LVU y le propuso reunirse con Pari Taboada de forma privada.


“Mano”, le dice Maycol Tucto al directivo de LVU, “el defensor del Pueblo quiere conversar contigo. Hoy en la tarde hay que juntarnos, pues. Solapa”. Y agrega: “Hugo Pari, mi pata, es el jefe de la Defensoría, pues, mano. Él (Pari) ha dicho que está dispuesto a apoyarte a tí más que a todo, pero que lo dejen tranquilo en LVU”.

"Jangueo": fiesta clandestina a la que acudió el investigado representante de la Defensoría. | LVU


Las imágenes que acompañan este informe periodístico hablan por sí solas.


La subgerente de Comercialización, Mercedes Gonzales del Águila, reafirmó que la Municipalidad de Coronel Portillo no tiene la facultad de autorizar actividades sin la venia del gobierno central, sobre todo en los casos de discotecas y bares que abren sus puertas en altas horas de la noche, las mismas que se prestan para la realización de fiestas COVID-19.


“Aquí el tema es que esta actividad todavía no se apertura, por lo tanto no tiene por qué estar funcionando. Nosotros, con la Policía, siempre realizamos operativos en el distrito de Callería contra fiestas clandestinas. Sin embargo, muchas veces la gente no entiende, poco o nada le importan los protocolos de bioseguridad”, lamentó Gonzales del Águila.