• LaVozUcayalina

La justicia que un intérprete desea llevar a las personas quechuahablantes

Un traductor de la Corte Superior de Arequipa se ha trazado como meta que los quechuahablantes puedan ser escuchados y accedan a una buena justicia

Rafael Arce Mamani, un traductor de la Corte Superior de Arequipa, pide que las personas con leguas originarias accedan a una justicia en equidad con hablantes del castellano.


Mientras se encontraba revisado los libros de los historiadores María Rostworowski y José Antonio del Busto Duthurburu, el descubrió que sus antepasados fueron descendientes del inca Túpac Yupanqui.


Su linaje proviene de la comunidad de Llanllahua Phacchapata, en la provincia puñena de Melgar, de donde es su familia. Según Arce, en este lugar Túpac Yupanqui dejó a su hijo T'ila para que erija una ciudadela.


El, abogado y asistente judicial de la Corte Superior de Arequipa, comenzó a estudiar y logró dominar el runa simi al cabo de dos años que aprendió en cursos que la misma corte dictó en la Universidad Nacional de San Agustín.


Al dar este paso, se convirtió en traductor intérprete oficial con especialización en Justicia, nombrado por el Ministerio de Cultura. El título se le fue otorgado por un concurso en Sicuani, Cusco.


Su meta principal es que las personas quechuahlabantes, accedan a un buen espacio de justicia.


Uno de los casos más duro que vio fue el de una menor de 12 años, procedente del distrito de Puyca.


Ella fue abusada sexualmente desde los seis año por su padre, lo más triste fue que el sujeto le introdujo en sus partes íntimas una pila, que la llevó a ser internada en el Hospital Honorio Delgado, donde le sacaron la pila, pero ella no quizo contar los hechos por miedo a represalias.


La intervención de Rafael fue lo que logró la denuncia para atrapar al sujeto, la pequeña le relato lo sucedido con miedo, el utilizó principios de interculturalidad.


Durante esta emergencia sanitaria, Rafael viene dando su labor, antes de ir a juicio, el detalla y estudia el expediente, así arma su ficha base de términos.


El intérprete señala que su intención es llevar justicias a las personas de lengua quechua, olvidadas.